Música del blog: Jaroussky ('"Si pietoso")

sábado, 28 de diciembre de 2013

Buenos días, tristeza

 
En una sociedad que parece empeñada en evitar el dolor y la muerte, como si no formaran parte de la vida, se nos oculta también que hay penas que nos ayudan a madurar. Esa es su recompensa. 

Y el duelo por una pérdida constituye uno de estos ‘viajes iniciáticos’ que la vida nos proporciona para impulsar los saltos evolutivos. Por tanto, y aunque nos resulte difícil, abracemos con afecto a la tristeza cuando nos toque darle la bienvenida. 

Pincha para leer la entrada completa

sábado, 21 de diciembre de 2013

¿No te gusta tu papel? ¡Adopta otro!




A las personas que atraviesan dificultades en algún aspecto de su vida, laboral o personal, suelo aconsejarles que cambien el guión que desempeñan habitualmente para acomodarlo a otro estilo que les convenga más o les siente mejor al ánimo. De entrada, semejante recomendación suele sonar a incongruencia y falsedad. Pero cuando somos conscientes de que vamos por la vida representando papeles hasta el punto de que muchas veces ni siquiera sabemos en qué consiste nuestra autenticidad, entonces caemos en la cuenta de que adoptar un personaje que se nos ajuste mejor puede cambiar totalmente la manera como nos representamos el mundo e interactuamos con él y los elementos que lo componen. Y, lo que es más importante, cómo nos relacionamos con nuestro propio ser.


sábado, 14 de diciembre de 2013

Una decisión muy bien pensada pero desacertada



¿Cómo nos aseguramos la eficacia en las decisiones? A veces la racionalidad no es la mejor guía, en especial si ésta no deja ningún resquicio a la intuición, la imaginación o la creatividad. Nada debe darse en exceso porque la demasía nos ciega. Este cuento sufí lo explica muy bien:


De entre todos los pueblos que el mula Nasrudin visitó en sus viajes, había uno que era especialmente famoso porque a sus habitantes se les daban muy bien los números. Nasrudin encontró alojamiento en la casa de un granjero. A la mañana siguiente se dio cuenta de que el pueblo no tenía pozo. Cada mañana, alguien de cada familia del pueblo cargaba uno o dos burros con garrafas de agua vacías y se iban a un riachuelo que estaba a una hora de camino, llenaban las garrafas y las llevaban de vuelta al pueblo, lo que les llevaba otra hora más.

"¿No sería mejor si tuvieran agua en el pueblo?", preguntó Nasrudin al granjero de la casa en la que se alojaba. "¡Por supuesto que sería mucho mejor!", dijo el granjero. "El agua me cuesta cada día dos horas de trabajo para un burro y un chico que lleva el burro. Eso hace al año mil cuatrocientas sesenta horas, si cuentas las horas del burro como las horas del chico. Pero si el burro y el chico estuvieran trabajando en el campo todo ese tiempo, yo podría, por ejemplo, plantar todo un campo de calabazas y cosechar cuatrocientas cincuenta y siete calabazas más cada año."

"Veo que lo tienes todo bien calculado", dijo Nasrudin admirado. "¿Por qué, entonces, no construyes un canal para traer el agua al río?" "¡Eso no es tan simple!", dijo el granjero. "En el camino hay una colina que deberíamos atravesar. Si pusiera a mi burro y a mi chico a construir un canal en vez de enviarlos por el agua, les llevaría quinientos años si trabajasen dos horas al día. Al menos me quedan otros treinta años más de vida, así que me es más barato enviarles por el agua."

"Sí, ¿pero es que serías tú el único responsable de construir un canal? Son muchas familias en el pueblo."

"Claro que sí", dijo el granjero. "Hay cien familias en el pueblo. Si cada familia enviase cada día dos horas un burro y un chico, el canal estaría hecho en cinco años. Y si trabajasen diez horas al día, estaría acabado un año."

"Entonces, ¿por qué no se lo comentas a tus vecinos y les sugieres que todos juntos construyáis el canal?

"Mira, si yo tengo que hablar de cosas importantes con un vecino, tengo que invitarle a mi casa, ofrecerle té y halva, hablar con él del tiempo y de la nueva cosecha, luego de su familia, sus hijos, sus hijas, sus nietos. Después le tengo que dar de comer y después de comer otro té y él tiene que preguntarme entonces sobre mi granja y sobre mi familia para finalmente llegar con tranquilidad al tema y tratarlo con cautela. Eso lleva un día entero. Como somos cien familias en el pueblo, tendría que hablar con noventa y nueve cabezas de familia. Estarás de acuerdo conmigo que yo no puedo estar noventa y nueve días seguidos discutiendo con los vecinos. Mi granja se vendría abajo. Lo máximo que podría hacer sería invitar a un vecino a mi casa por semana. Como un año tiene sólo cincuenta y dos semanas, eso significa que me llevaría casi dos años hablar con mis vecinos. Conociendo a mis vecinos como les conozco, te aseguro que todos estarían de acuerdo con hacer llegar el agua al pueblo, porque todos ellos son buenos con los números. Y como les conozco, te digo, que cada uno prometería participar si los otros participasen también. Entonces, después de dos años, tendría que volver a empezar otra vez desde el principio, invitándoles de nuevo a mi casa y diciéndoles que todos están dispuestos a participar." "Vale", dijo Nasrudin, "pero entonces en cuatro años estarías preparados para comenzar el trabajo. ¡Y al año siguiente, el canal estaría construido!"

"Hay otro problema", dijo el granjero. "Estarás de acuerdo conmigo que una vez que el canal esté construido, cualquiera podrá ir por agua, tanto como si ha o no contribuido con su parte de trabajo correspondiente."

"Lo entiendo", dijo Nasrudin . "Incluso si quisierais, no podríais vigilar todo el canal."

"Pues no", dijo el granjero. "Cualquier caradura que se hubiera librado de trabajar, se beneficiaría de la misma manera que los demás y sin coste alguno."

"Tengo que admitir que tienes razón", dijo Nasrudin.

"Así que como a cada uno de nosotros se nos dan bien los números, intentaremos escabullirnos. Un día el burro no tendrá fuerzas, el otro el chico de alguien tendrá tos, otro la mujer de alguien estará enferma, y el niño, el burro tendrán que ir a buscar al médico.

Como a nosotros se nos dan bien los números, intentaremos escurrirnos el bulto. Y como cada uno de nosotros sabe que los demás no harán lo que deben, ninguno mandará a su burro o a su chico a trabajar. Así, la construcción del canal ni siquiera se empezará."

"Tengo que reconocer que tus razones suenan muy convincentes", dijo Nasrudin. Se quedó pensativo por un momento, pero de repente exclamó: "Conozco un pueblo al otro lado de la montaña que tiene el mismo problema que ustedes tienen. Pero ellos tienen un canal desde hace ya veinte años."

"Efectivamente", dijo el granjero, "pero a ellos no se les dan bien los números."

sábado, 7 de diciembre de 2013

Un método para acertar en las decisiones





Hay personas a las que las cosas les salen siempre o generalmente bien y otras con quienes sucede todo lo contrario. ¿Se puede trabajar la buena suerte? Esta semana, un medio digital revelaba la fórmula de éxito del inversionista y empresario estadounidense Warren Buffet, uno de los hombres más ricos del mundo. Su secreto, revela, se resume en tres palabras: leer, leer y leer. Dicho de otro modo: disponer de datos adecuados para formarse un criterio.

Clica para seguir leyendo

sábado, 30 de noviembre de 2013

¿El sentimiento, nueva religión?




Se nos insta, por activa y por pasiva, a aprender a sentir. No digo que no lo necesitemos. El problema es que hemos pasado de un extremo a otro y, sin aprender a pensar pero creyendo que lo hacíamos en demasía, llevamos camino de convertir el sentimiento en religión en detrimento del raciocinio, que es la facultad que nos hace avanzar como especie y sin cuyo uso jamás tomaremos una buena decisión.

Pincha para leer la entrada completa

martes, 26 de noviembre de 2013

Una respuesta creativa al temor



El miedo es una de las emociones que más cuesta sobrellevar en nuestras vidas. Como ocurre con todos los estados internos negativos, para superarlo no hay más remedio que hacerle frente, a veces a pecho descubierto y otras con imaginación y creatividad.

Esta semana conmemoramos el 25-N Día Internacional contra laViolencia hacia las Mujeres. Las víctimas viven atenazadas por el miedo y la culpabilidad. A ellas les dedico este cuento chino inspirador. Lo he adaptado dotándole de protagonistas femeninas.

"Una reina, famosa por su coraje y ecuanimidad, perdió casi todo su reino y hasta la última de sus combatientes, como consecuencia de los violentos ataques y saqueos de las hordas bárbaras. No le quedaban más que dos servidoras y su castillo era el último bastión que impedía a los conquistadores dominar sus territorios y esclavizar las aldeas diezmadas por el continuo acoso.

    Y llegó el día en que se supo que los bárbaros avanzaban hacia las puertas de la ciudad con la intención de poner cerco al palacio. Se cuenta que esa noche, cuando llegaron las noticias del avance enemigo se vio el rostro de la reina marcado por el temor y la responsabilidad, pero en ningún momento abatido por el miedo.


    Al amanecer, ordenó a sus súbditas que abrieran todas las puertas y ventanas, y acto seguido se instaló en una de las almenas a fin de observar la llegada de los invasores. Inmutable, les vio avanzar hasta la escalinata de palacio.


    Pero su serenidad perturbó hondamente a los bárbaros. Éstos supusieron que les esperaba una trampa en su interior. Y, en vez de poner cerco a aquel lugar, el jefe reunió a sus hombres y tocó a retirada.


    La reina dijo entonces a sus súbditas:

-Ved, y no olvidéis nunca que, una misma emoción, el miedo, a ellos les ha impulsado a huir atemorizados y a nosotras nos ha motivado a permanecer en nuestro puesto, encontrando una respuesta creativa a tan atemorizante situación".

sábado, 23 de noviembre de 2013

Violencia simbólica y creencias



El próximo jueves visitará Durango una de las teóricas feministas, a mi juicio, más heterodoxas y solventes del Estado. Una representante de, según sus propias palabras, la ‘vieja guardia’, cuyo pensamiento comparto casi al cien por cien: Victoria Sendón.

Nos hablará de la violencia simbólica, esa violencia invisible que está en la base de la violencia real y que, en palabras de Pierre Bordieu, que teorizó también sobre esta cuestión, está “naturalizada”, es decir, asimilada, incorporada a nuestro acervo cultural.


Clica para seguir leyendo

domingo, 17 de noviembre de 2013

La importancia de los referentes

Madonna, junto al polémico crucifijo. (Foto: REUTERS) VEA MÁS FOTOS


Las personas necesitamos referentes en nuestra vida. Nos sirven de inspiración en aquello que hacemos y nos alientan en las dificultades. Pueden cambiar con el tiempo y ser diferentes en cada parcela de nuestra existencia. Teniéndolos como modelo e imitando su proceder podemos llegar a parecernos mucho a ellos. O a ellas. Aunque tras más de un siglo de luchas intensas para erradicar el sexismo, los cánones femeninos siguen estando devaluados. A esto la Programación Neurolingüística le llama modelado.

Clica para seguir leyendo

sábado, 9 de noviembre de 2013

Conocer es despertar del sueño de la ignorancia


Jorge Arzuaga lleva casi un mes en huelga de hambre.
Cuanto más conozco de las interioridades de la gente más me doy cuenta de lo difícil que nos resulta vivir con conciencia, en el sentido de conocer lo que ocurre en nuestro interior y en el entorno. Y es normal, porque este despertar supone un angustioso proceso totalmente desnudo de cantos angelicales y trompetas jubilosas. 

Sin embargo, la ignorancia tampoco es solución. Desconocer el motivo profundo de nuestros malestares nos condena a seguir padeciéndolos, aplicándoles, como mucho, remedios paliativos. Conocer para pensar y actuar pasa por ampliar el nivel de conciencia por incómodo que resulte.

 


sábado, 2 de noviembre de 2013

Los filtros de la realidad



En mi último artículo hablaba sobre el riesgo de confundir la percepción de la realidad con la realidad misma, y peor aún todavía, con la verdad. Una noticia publicada hoy en el periódico me invita a seguir con el tema, refiriéndome en concreto a los filtros que aplicamos a los acontecimientos que se revelan ante nuestra mente. El texto periodístico es una entrevista al renombrado psiquiatra bilbaíno José Guimón, cuyo titular dice: “Para las víctimas es imposible perdonar”.

Clica para seguir leyendo

viernes, 25 de octubre de 2013

La realidad, peligrosa ilusión



“Creer que la propia visión de la realidad es la realidad misma, es una peligrosa ilusión. Pero se hace aún más peligrosa si se la vincula a la misión mesiánica de sentirse en la obligación de explicar y organizar el mundo de acuerdo con ella sin que importe que el mundo lo quiera o no”. (Paul Watzlawick, ‘¿Es real la realidad?’)

El autor advierte contra la osadía de tomar nuestra estrecha visión de la realidad como la realidad misma. No digamos ya nada si la confundimos con la verdad. Bueno, quizás haya un peligro mayor, la manipulación.



viernes, 11 de octubre de 2013

Aprovechemos la oportunidad de divertirnos

www.durangon.com

Decir que la mayoría de las personas vivimos demasiado estresadas no nos descubre nada. Pero de lo que quizás apenas nos percatamos es de los destructivos efectos que un permanente estado de tensión ejerce sobre nuestro estado de salud físico, psíquico y emocional. Empiezan las fiestas de Durango. Son una excusa para pasarlo bien y liberar tensiones.